Etiquetas

,

Antiguamente, en las minas se empleaban canarios, seres muy sensibles, para detectar y prevenir la existencia de gases tóxicos que podían ser imperceptibles para el ser humano y que ponían en riesgo la vida de los trabajadores en las galerías. A estos ángeles de la guarda se les llamaba cariñosamente los pájaros de las minas.
El cuerpo humano reacciona ante cualquier químico pernicioso y, es un hecho que en el mundo desarrollado en el que hoy vivimos estamos rodeados de estos dañinos elementos bajo los cuales, todos somos susceptibles de padecer enfermedades fruto del aluvión de tóxicos que nos invaden en nuestro entorno y ambiente. Sin embargo, existen personas que, desgraciadamente para ellas, son más sensibles que el resto ante los múltiples venenos que nos rodean en nuestro mundo desarrollado y ya están sufriendo en sus vidas las terribles consecuencias de ello. Por supuesto, la mafia que nos gobierna y mueve los hilos de la industria médica, prácticamente ignora a estas víctimas para que la mayoría no sepamos lo que está sucediendo, los mantiene semi aislados silenciosa y taimadamente en un concepto que resulta extraño y poco entendible para la gran mayoría denominado Sensibilidad química múltiple. En DESPERTARES, preferimos llamarlo por su nombre propio:ENVENAMIENTO QUÍMICO DEL SER HUMANO.
Estas personas están siendo el timbre rojo de alarma, nuestros ángeles de la guarda que nos están avisando del peligro que nos acecha a todos, ellos son los actuales pájaros de las minas a los que deberíamos prestar gran atención urgentemente.
¿LOS ESCUCHAS?
Dedicado a Pilar Remiro y todos los que están en su misma situación.
Pilar somos todos, todos somos uno.
DESPERTARES

Mensaje redactado por Pilar Remiro para todos nosotros:

Anuncios